La aplicación, desarrollada por El Poder del Consumidor, funciona escaneando el código de barras del producto. Presenta información fácil de entender, a diferencia del etiquetado frontal.
Investigadores de El Poder del Consumidor desarrollaron una aplicación para dispositivos móviles llamada Escáner nutrimental, que permite a las personas conocer si un producto tiene un alto contenido de azúcares, grasas saturadas, sodio y calorías.

La aplicación funciona escaneando el código de barras del producto, si se encuentra en la base de datos, arrojará el número de sellos correspondiente a la cantidad de azúcares, grasas saturadas, sodio y calorías que contiene el producto, así como un mensaje general sobre su consumo, y finalmente alternativas saludables.

La aplicación funciona inicialmente con una base de datos de más de dos mil productos que se incrementará conforme se identifiquen nuevos productos introducidos por los consumidores.

“Ante el incumplimiento de recomendaciones internacionales, y el contubernio del gobierno con la industria, existía la necesidad de dar una herramienta a los consumidores para que tengan acceso a información confiable sobre los productos procesados”, señaló en la presentación de la aplicación Alejando Calvillo, director de El Poder del Consumidor, organización miembro de la Alianza por la Salud Alimentaria.

Recordó que la implementación de etiquetados en los productos procesados fue una recomendación realizada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) hace más de una década, como una estrategia básica para contrarrestar epidemia de obesidad y diabetes. Añadió que fue una medida realizada porque se reconoció que la información tradicional no es entendible para mayor parte de consumidores.

“En el mundo la tabla nutrimental, ubicada en la parte posterior de los productos, así como la información sobre ingredientes, no son útiles para el consumidor, en vez de ello nos enfrentamos con anuncios de sus supuestos beneficios, que tienen hierro, ‘forticalcio’… y otras cosas para que pensemos que son saludables. Además, esta estrategia está ligada a publicidad engañosa”.

Agregó que el primer derecho del consumidor es estar informado, lo cual no ha cumplido el gobierno mexicano con la implementación de un etiquetado que no es entendible y viola el derecho a la información y la salud. “Es un etiquetado que nadie entiende y que además tiene un criterio de azúcar que rebasa las recomendaciones internacionales”.

EXPERIENCIA CHILENA. Por su parte, Fiorella Espinosa, investigadora en salud alimentaria de la organización, refirió que México es de los principales consumidores de alimentos y bebidas ultraprocesados, de acuerdo con la Organización Panamericana de la Salud (OPS), y que México consume cantidades superiores a los de otros países en Latinoamérica.

“Desde hace una década, la OMS recomendó a los gobiernos medidas regulatorias para generar ambientes saludables, entre ellos, la aplicación de etiquetados frontales nutrimentales”. Uno de los casos exitosos en la región ha sido Chile, cuyo gobierno implementó un etiquetado que usa sellos de advertencia cuando el producto es alto en azúcares, grasas saturadas y sodio, los factores asociados a daños a la salud. Con base en ese etiquetado, El Poder del Consumidor diseñó la app Escáner Nutrimental.

La aplicación es totalmente gratuita y se encuentra disponible para los sistemas IOS y Android, además puede ser compartida a través de las redes sociales. Los usuarios que quieran mayor información de la app podrán acceder al sitio http://elpoderdelconsumidor.org/etiquetado-app/ para conocer sobre su funcionamiento y saber sobre los alimentos y bebidas procesados, ultraprocesados, qué son los azúcares añadidos, la grasa saturada y el sodio, definiciones que serán de utilidad al momento de utilizar la app.

Se espera que esta herramienta permita tomar mejores decisiones de compra, eligiendo las opciones más saludables, generando una nueva demanda de productos alimenticios.

Fuente: cartademexico.com