La marca Sprouts Farmers Market, de Phoenix, se encuentra retirando espinaca congelada por peligro de contaminación y riesgo para la salud.
La tienda emitió un retiro del mercado para las bolsas de 16 onzas de espinaca de hoja cortada, orgánica y congelada, que ha sido empacada por National Frozen Foods of Oregon, según la Administración de Drogas y Alimentos de EE. UU (FDA, por sus siglas en inglés).

Esto ocurre después de que la espina estuvo expuesta a Listeria monocytogenes, bacteria que puede causar infecciones graves y, a veces, fatales. Algunas pruebas que se hicieron en varias muestras del producto determinaron que contienen bacteria.

Hasta el momento no se han reportado personas enfermas.

Sprouts ha retirado todos los productos de sus tiendas y está realizando una investigación con National Frozen Foods.

Fuente: noticiasya.com