México confirmó la presencia de influenza aviar de alta patogenicidad AH7N3 en una granja comercial de Tepatitlán de Morelos, Jalisco. Así lo reportó el Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria, (SENASICA) del país a la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE, por sus siglas en francés).

El hallazgo ocurrió en la misma zona donde se detectó el virus en 2012 y forma parte de las acciones de vigilancia epidemiológica llevadas a cabo para liberar al país de la enfermedad avícola.

La granja afectada cuenta con aves de larga vida, vacunadas contra el virus de influenza aviar H7N3 y no presentan signología ni mortalidad. Así mismo, el virus se detectó por medio de pruebas de laboratorio, realizadas por los técnicos del SENASICA.

El ente mexicano informó que, de inmediato, los responsables instalaron la cuarentena correspondiente y aplicaron las medidas sanitarias indicadas. De ese modo, ellos procedieron a la despoblación, limpieza y desinfección, vacío sanitario y centinelización de la granja indicada.

Cabe recordar que México registró un caso de influenza aviar de alta patogenicidad H7N3 en Oaxaca y Puebla que, según el SENASICA, fueron atendidos y controlados de forma inmediata.

Fuente: carnetec.com